La reología puede entenderse como la ciencia de la deformación y el flujo de los materiales debido a la influencia de fuerzas externas. En el caso de las pinturas, estas fuerzas pueden ser de tipo gravitacional y de cizallamiento. La primera influye en fenómenos como la sedimentación, la nivelación y el hundimiento, mientras que la segunda, actúa sobre la pintura al ser aplicada con brocha, rodillo o rociador.

La viscosidad por su parte, se entiende como la resistencia del material al flujo. Nuestros éteres de celulosa marca Bermocoll® son modificadores y estabilizadores de reología, además de ser agentes de retención de agua para pinturas decorativas base agua. Están disponibles en una amplia gama de viscosidades para garantizar la satisfacción de cada necesidad.

Adicional, estos espesantes celulósicos son fabricados en un proceso único sin solventes, garantizando un producto confiable con bajo impacto ecológico.